Positividad Tóxica: Un fenómeno de la actualidad

Ivana Alberto
Ivana Alberto

Psicóloga

Introducción

Vivimos en un mundo que valora y fomenta el pensamiento positivo. Nos dicen que debemos mirar el lado brillante de la vida, mantener una actitud optimista y ver el vaso medio lleno. Y hay una buena razón para esto. El optimismo puede ser una fuerza poderosa que nos impulsa a enfrentar desafíos, superar obstáculos y mantener un mayor bienestar emocional. Pero, ¿qué sucede cuando el optimismo se convierte en algo más? ¿Qué ocurre cuando el énfasis en la positividad se convierte en una búsqueda implacable de la felicidad, a cualquier costo? ¿De qué hablamos cuando hablamos de positividad tóxica?

El Lado Oscuro de la Positividad

La positividad, cuando se lleva al extremo, puede convertirse en lo que se conoce como «positividad tóxica». Este fenómeno ocurre cuando el pensamiento positivo se vuelve excesivo, obstinado e inflexible. En lugar de ser una fuerza para el bien, la positividad tóxica se convierte en una fachada, una máscara detrás de la cual se esconden las emociones auténticas. Aquí es donde surgen los problemas.

La Negación de Emociones

El mayor riesgo de la positividad tóxica es la negación de las emociones reales. Aquellos que la practican pueden sentir que deben mantener una fachada constante de felicidad y optimismo. Para lograrlo, niegan, minimizan o reprimen emociones «negativas» como la tristeza, la ira o la frustración. Pero aquí está la verdad: las emociones no son intrínsecamente buenas o malas; son respuestas humanas naturales a las circunstancias.

Los Peligros de la Negación Emocional

La negación constante de emociones genuinas puede tener efectos perjudiciales en nuestra salud emocional. En lugar de desaparecer, estas emociones se quedan bajo la superficie, esperando una oportunidad para salir. Pueden manifestarse en síntomas de estrés, ansiedad o depresión. La negación de emociones también puede hacer que las relaciones sean menos auténticas. Después de todo, las conexiones reales se basan en la honestidad emocional y la vulnerabilidad.

Encontrar el Equilibrio Saludable

Entonces, ¿cómo encontramos un equilibrio saludable entre el optimismo y la autenticidad? La respuesta radica en permitirnos sentir todas nuestras emociones, tanto positivas como negativas, y aprender a abrazarlas. Aquí hay algunas estrategias clave:

  • Validar tus emociones: Aprende a reconocer y validar tus emociones, independientemente de si las consideras «buenas» o «malas». La tristeza, la ira y el miedo son respuestas humanas normales a las experiencias de la vida.
  • Practicar la gratitud consciente: En lugar de enfocarte exclusivamente en lo positivo, practica la gratitud consciente. Esto implica reconocer y agradecer las experiencias, tanto positivas como negativas, que te han llevado a donde estás.
  • Desarrollar la inteligencia emocional: Trabaja en el desarrollo de tu inteligencia emocional. Cuanto mejor comprendas tus propias emociones, más capaz serás de relacionarte con los demás y comprender sus experiencias.

También podría interesarte: El arte de la autoregulación emocional: cómo gestionar tus emociones de manera saludable

Conclusión

La positividad tóxica, aunque bien intencionada, puede ser perjudicial para nuestra salud emocional. En lugar de negar lo que sentimos, es esencial encontrar un equilibrio saludable que nos permita abrazar tanto lo positivo como lo negativo en nuestras vidas. Al hacerlo, podemos experimentar un mayor bienestar emocional y relacionarnos de manera más auténtica con nosotros mismos y los demás. Aprender a ser compasivos y aceptar nuestras emociones, independientemente de su naturaleza, es una parte fundamental de nuestro crecimiento personal y bienestar psicológico.

¡Seguínos en nuestras redes sociales!

Leer más

No tienes que pasar por las luchas de tu vida solo.

Comuníquese hoy

Contacto:

+54 9 11 3006-1228

Email:

psicologosonlineargentina@gmail.com

Ⓒ2021 Psicólogos online argentina
Todos los derechos reservados.

Desarrollado por Nicnoe Solutions.